Los Mejores Cuentos de Michael Ende (I)


En lugar de prólogo: Para ser más exactos
 
Argumento.- En este primer cuento, que hace las veces de introducción, a la selección de 20 editada por Ed. Everest e ilustrada por Bernhard Oberdieck, Ende establece el tono que guiará todo el libro. Inicia con una afirmación contundente y radical "Todos en la familia tenemos la debilidad de la lectura" y a partir de ella describe escenas divertidas y disparatadas para que quede claro y sin lugar a duda que pase lo que pase, la lectura en su familia siempre será prioritaria, aún cuando ello ocasione algún percance.
 
El autor atribuye a la lectura la fantasía, es decir, encuentras a la fantasía en el acto de leer y es ella una manera diferente y real de ver y comprender lo que te rodea.
 
La escuela de magia
 
Argumento.- En un lugar llamado Deseolandia existe una escuela de magia. Una suerte de reportero es invitado a este lugar, al que sólo se puede acudir por invitación y acompaña a dos mellizos: Mug y Mali de 9 años a sus clases. En la escuela sólo son aceptados aquellos que sean capaces de desear de verdad, ya que es esta habilidad la que les dará la posibilidad de hacer magia. Para lograrlo, antes que nada deben ser capaces de conocer sus verdaderos deseos y sólo lo logran aquellos que se atreven a vivir su propia historia. El Profesor Rosamarino Silber les enseña siete lecciones: mover cosas sin tocarlas; hacer aparecer objetos que no están a la vista; transformar una cosa en otra; desplazarse a un lugar imaginado y regresar; invisibilidad; crear cosas y crear seres animados.
 
Este es un cuento sobre el deseo y nos dice que hacer magia consiste en que tu deseo se realice. Los seres humanos solemos tener miedo al deseo porque nuestro deseo de base es terrible. La capacidad de transformar ese deseo en algo es lo que hace magía.
 
Lo cotidiano nos da mandatos de lo que se debe desear y dificulta realmente concentrarse en lo que realmente deseas y que al final generaría magia y te haría un creador, sin olividar que toda criatura cambia a su creador.

La historia del deseo de todos los deseos

Argumento.- Tres magos conceden un deseo a los niños habitantes de la ciudad de los niños. Después de pensarlo y asumir que elegir un deseo haría perder todos los demás, los niños deciden pedir que se los conceda lo que deseen al instante. Despúes de un año, los niños están aburridos de obtener todo lo que quieren porque si lo consiguen fácilmente, ya no tiene mucha gracia. Buscan a los magos para que resuelvan el problema; pero no los encuentran. Entonces desearon que ya no se les cumpla ningún deseo y siempre les quedó la duda de si los magos habían sido buenos con ellos o malos.

El ser humano es un ser deseante por naturaleza. Se desea lo que hace falta. Es la carencia en la que se vive lo que hace que te muevas, lo que te empuja y te lleva a la acción. Las personas imaginan que la falta o la carencia se va a cubrir cuando se logre el deseo y eso te motiva, aunque nunca se sentirá en realidad una total y completa satisfacción.

Cuando el ser humano se asume con un ser en falta empieza a construir positivamente: hace magia. El deseo se alimenta y es importante fomentarlo en los niños, porque es el motor que los motiva a hacer, crecer, pensar, crear, etc. Asismismo, las prohibiciones o los límites que se les ponen, son constitutivas del ser: el límite constituye el ser.
 


Comentarios

Entradas populares de este blog

Seis veces Lucas

El sofá estampado

La bolsa amarilla